Todo lo que debes saber sobre la fotodepilación. Parte I

términos sobre fotodepilación

Te explicamos todo lo que debes saber sobre la fotodepilación

La fotodepilación es la eliminación del vello mediante la utilización de luz pulsada intensa, o en inglés INTENSE PULSED LIGTH (IPL).La energía luminosa se absorbe a través de la melanina del pelo, que la transmite hasta el folículo piloso y la transforma en calor, destruyendo el folículo piloso sin dañar la estructura adyacente.

1. ¿Cómo actua?

El tallo y el folículo absorben la luz que el IPL emite, provocando un calentamiento del pelo y éste es destruido, sin posibilidad de que vuelva a regenerarse. La emisión de luz se produce bajo un control absoluto, impidiendo que los tejidos circundantes puedan ser dañados.

2. ¿Qué significan estos términos?

  • Hipertricosis:
  • Es el término utilizado para designar la aparición de un pelo de mayor tamaño y grosor de lo normal en zonas donde es habitual encontrar vello. Puede aparecer tanto en hombres como en mujeres.
  • Hirsutismo:
    Aparición de pelo en zonas donde sería habitual encontrarlo en el sexo masculino pero no en el femenino. Supone una respuesta a una mayor cantidad de andrógenos (hormona masculina) como un mayor número de receptores en el folículo pilosebáceo de las hormonas masculinas.
  • Foliculitis:
    Es una inflamación del folículo piloso.
  • Vello no deseado:
    Por razones estéticas.

3. ¿Es doloroso el tratamiento?

Con la nueva aparatología de última generación, no es un tratamiento doloroso, tanto es así que se realiza sin anestesia local, pero para evitar pequeñas molestias, dependiendo de la zona, se utiliza frío local o gel sobre la piel que se va a tratar.

4. ¿Qué efectos secundarios puede tener la fotodepilación?

En las primeras horas después del tratamiento puede aparecer un enrojecimiento o eritema que desaparecerá espontáneamente.

5. ¿Cuántos tratamientos son necesarios?

La duración del tratamiento va a depender del crecimiento del vello (en la fase en la que se encuentre), también va a variar de unas zonas a otras. En un principio las sesiones serán necesarias cada mes, pero progresivamente se irán espaciando, ya que el folículo estará cada vez más debilitado y el vello tardará más tiempo en crecer. En la mayor parte de los casos se necesitan entre 5 y 10 tratamientos. Pero puede variar dependiendo de la persona y de la zona a tratar.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.