Verdades y mitos sobre el agua.

Verdades y mitos sobre el agua

¿QUE VERDADES Y MITOS SOBRE EL AGUA HAY?

Hablemos sobre las verdades y mitos sobre el agua. ¿Sabías que la proporción de agua en nuestro cuerpo es de entre el 60 y el 80%?. Según un estudio de Jeffrey Utz , de la Universidad de Allegheny, la proporción de agua varía dependiendo de la edad y de la complexión de cada persona. Siendo en un bebé recién nacido la más alta, en torno al 80 %, y en un adulto obeso la menor cantidad, pudiendo llegar al 55%.

Pues bien, ¿Qué pasa en nuestro organismo cuando tomamos más o menos agua de la que necesitamos?. ¿Engordamos, retenemos el líquido en exceso, qué ocurre?

En torno a las verdades y mitos sobre el agua, hay una serie de creencias muy extendidas. Algunas de las cuales son ciertas y otras no. Aclarémoslas:

El agua, tomada con la comida engorda: Falso.

El agua no aporta calorías al organismo, por lo tanto, no engorda nunca. Ahora bien, si se bebe antes de comer, provoca sensación de saciedad y así se puede evitar el consumo compulsivo de alimentos. Tomar mucha agua durante las comidas puede hacer que la digestión sea más lenta y pesada, ya que los ácidos gástricos quedan más diluidos.

El agua depura el organismo: Verdadero.

El cuerpo genera continuamente sustancias de desecho, especialmente cuando hacemos dieta. O cuando seguimos un tratamiento estético como la cavitación. Estas sustancias deben ser expulsadas del organismo a través del riñón. Pues bien, el agua es laxante, es decir favorece la actividad del riñón, y por tanto la expulsión de toxinas.

Beber en exceso es dañino: Verdadero.

Hay quien afirma que la cantidad apropiada de agua que debemos tomar a diario es 2 litros. Esta afirmación se fundamenta en la creencia de que se necesita 1 ml de agua por cada caloría consumida. Pero en realidad, no se tienen evidencias científicas de que esto sea así. Lo que sí es cierto es que el consumo exagerado de agua puede ocasionar graves desequilibrios en los niveles de minerales de nuestro organismo. Es decir, un exceso de agua en el organismo ayuda a que los minerales (sodio, potasio y magnesio) se diluyan con mayor rapidez en el plasma sanguíneo. Dando lugar a la aparición de calambres, cansancio, pérdida de agilidad mental e incluso la muerte en casos graves.

Cuando se tiene retención de líquidos es bueno beber poca agua: Falso.

Precisamente es lo contrario, es bueno beber agua para que la actividad del riñón sea regular y se eliminen las toxinas que causan esa retención de líquidos.

1 comentario

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.